Perdonar

Perdonar aunque no estén arrepentidos, aunque no te hayan pedido perdón.

Cuando vivimos situaciones en las que nos hemos sentido agraviados, maltratados, despreciados o no valorados, y nunca pudimos “hacer las paces” con la otra persona, es difícil seguir adelante. Pero esta frase a mi me hizo un click muy grande.

Perdonar no tiene que ver con que la otra persona te pida disculpas, por lo menos no por completo. Tiene que ver con, internamente, poder soltar esa situación, soltar los agravios, perdonar a esa persona en esa situación, y también a vos mismo en esa situación, por tu parte (grande o pequeña) en el incidente.

El perdón y el agradecimiento son dos grandes formas de sanar situaciones pasadas (parte de mi tesina, por cierto), y lo mejor es que trascienden el tiempo y las distancias. Gracias a estas dos cualidades pude, por ejemplo, cerrar heridas de muchos años, relacionadas con gente que hace mucho que no son parte de mi vida, y con quienes nunca volví a hablar.

3 comentarios en “Perdonar”

  1. Uf! cuanto te entiendo… =( sobre todo por el tema de cerrar heridas de muchos con personas que nunca volví a ver..

    Igual por momentos siento que tengo que perdonarme a mi mismo también un poco. Besos Ce

Los comentarios están cerrados.